Header Graphic
Catholic World Art
Artist, Ira Thomas
Header Graphic
 
 
La Esposa, la Iglesia
 
Atrás                                                     Siguiente
 
Cuando Jesús oraba en el lugar llamado Getsemaní, le pidió a sus discípulos que se quedaran con el despiertos y que rezaran para que no cayeran en la tentación. Jesús agoniza mientras anticipa la traición de uno de sus amigos escogidos, y sudo sangre por nuestros pecados. Y aun así, somos Su Iglesia, la esposa escogida. (Una imagen de una iglesia está pintada en el vestido de la novia).
 
En estos tiempos de obscuridad para nuestra Iglesia, la esposa, deberá dolorosamente bajar a tomar del cáliz amargo que el mismo Jesús acepto; ella también deberá sufrir por culpa de aquellos que la traicionan. Ella está unida a Jesús en su agonía..
 
Aquellos que han sido perseguidos injustamente están más cerca de Jesús en su dolor.  El invita muy en especial a estas personas para que recen y pidan que la gracia del arrepentimiento  llegue a todos aquellos que ofenden a su Esposa.
 
Dios da la suficiente gracia a cada persona que forma su iglesia, pero nos ruega que nos quedemos despiertos a esta gracia. No le conviene a la iglesia quedarse dormida. Los que no rezan se pierden.
 
Derechos reservados 2002-2021 – Ira Thomas
Traducido al Español por Rosie Aguilar